¿Cuál es el propósito de la vida? Mi invitación para que des un salto cuántico

Share on Pinterest

“…Como sabemos, sin propósito no existiríamos. Propósito fue lo que nos creó, propósito lo que nos conecta, propósito lo que nos impulsa, lo que nos guía, lo que nos controla. Es el propósito lo que define, propósito lo que nos une…”

Agente Smith a Neo, en Matrix Reloaded (2003)

El Agente Smith es sin dudas uno de los personajes más interesantes de la célebre Matrix. Este es un personaje obsesionado con el libre albedrío y con la idea del propósito, la razón de ser de las cosas.

Nada como un personaje de ficción para definir qué es el propósito de vida. Y es que, como diría Smith, hay preguntas que nos impulsan, nos guían, nos definen… ¿Lo has intentado alguna vez? Me refiero a preguntarte por qué estás aquí, en este mundo, viviendo entre la gente de la sociedad en que te tocó (escogiste) nacer.

Se trata de un tema trascendente que nos implica como personas, como emprendedores y en general como seres humanos. Esto, por una sencilla razón: en algún momento tod@s nos hacemos la pregunta: ¿para qué estoy aquí?

Y esta es la pregunta que, como diría Smith, nos impulsa, nos guía, nos define, nos conecta

Incluso te diría que esta es la pregunta de las preguntas, si consideramos por un momento que la vida es como un gran emprendimiento (interesante metáfora) durante el cual un día tomamos consciencia de que éramos el emprendimiento de otro, para acto seguido hacernos responsables y empezar a diseñar y crear nuestro propio camino.

Como verás, son pocos los temas donde hacerte las preguntas correctas resulta tan importante. Sobre estas, hay una con la que podrías comenzar, porque puede darte la primera clave para explicar tu actual situación de vida y ponerte en movimiento hacia la conexión con tu propósito. Esa pregunta es:

¿Cuál es la metáfora de tu vida?

Arriba ensayé una: la vida es un gran emprendimiento.

Estas son otras que he escuchado, a veces expresadas de forma automática e inconsciente por gente que he conocido a lo largo de mi vida:

  • La vida es un infierno
  • La vida es un purgatorio
  • La vida es como una universidad
  • La vida es una fiesta.
  • La vida es como un gran teatro.

¿Te sientes identificad@ con alguna de ellas? ¿Cómo crees que será la vida de alguien que dice que la vida es un infierno? ¿Será igual a la de la persona que dice que es una universidad? No lo creo. Más importante aún, ¿cuál de las dos crees que encontrará más rápido su propósito?

La vida para mi es una gran aventura, un gran emprendimiento, una universidad cósmica.

Como verás a continuación, como seres de energía vibrante en diversas frecuencias, todos tenemos un propósito de vida, una razón de ser relacionada con nuestra condición humana y que puede encontrarse en tus números personales.

En tiempos de expansión de la consciencia como los que vivimos, no tengo dudas de que el más importante ensayo que puedes hacer para darle significado a tu vida y lograr tu realización es despertar a tu propósito.

Ahora, este post no es solo para personas que se sienten realmente perdidas en la vida. Es probable que seas una persona con una profesión, que tengas amigos, familia, hijos, con ingresos más que decentes… y que no obstante escuches con frecuencia una voz lejana que te dice que estás aquí para algo más.

El personaje Seraph, de aspecto oriental y experto en artes marciales, tiene un propósito claro: cuidar al Oráculo, «lo que más importa». Imagen tomada del blog arsoculta.

¿Qué es el propósito de vida? Para tenerlo claro como el Agente Smith

Nos ha tocado vivir en un modelo de sociedad que nos presenta un conjunto de reglas y convenciones, que en la mayoría de los casos no tienen nada que ver con la felicidad y realización de las personas.

De un lado, la narrativa oficial nos educa y nos impulsa hacia el consumo, hacia el tener; de otro, esa misma narrativa confunde el hacer (nuestro oficio o profesión) con el Ser. De ahí, que si yo te pregunto, por ejemplo, ¿quién eres tú?, me respondas con un soy programadora, soy vendedor, soy músico, etc.

Si bien esta ha sido una práctica extendida, también es cierto que cada vez son más las personas que están emprendiendo la búsqueda de su propósito, que quieren darle un significado a su vida y decir “yo nací para esto.” Encontrar tu propósito de vida puede ser algo complejo, pero también puede ser lo más sencillo del mundo cuando cuentas con la asistencia de los números.

Si lo vemos desde un ángulo eminentemente biológico, el propósito de un ser humano parece que se limitaría a crecer, desarrollarse y reproducirse, tal como hacen otros seres vivos de la naturaleza. Pero hay un detalle, somos seres con consciencia, intelecto, imaginación: somos seres creadores con un potencial aún por descubrir.

Desde la perspectiva de la sociedad occidental moderna, el propósito está vinculado a las ideas de éxito, capacidad de consumo, nivel de ingresos, viajar, disfrutar… Pero hay un problema: el ser humano, precisamente por el enorme potencial creativo que se agita en su interior, no puede vivir solo para disfrutar de la vida material, para consumir.

Tarde o temprano, pero de forma inevitable, el ser humano se reconoce como un ser espiritual que vive temporalmente en un cuerpo físico y que tiene dones y talentos únicos y particulares. Sobrevenido el instante cuántico, llega el momento de poner esos talentos al servicio de la humanidad.

Deepak Chopra y el propósito de vida

Una de las bondades que tiene el libro Las siete leyes espirituales del éxito del maestro Deepck Chopra, es precisamente que fusiona la espiritualidad con nuestra vida en este universo material. Y para el tema que nos ocupa, vamos a citar la séptima de esas leyes.

Se trata de la “Ley del “Dharma” o propósito en la vida. Dice Chopra que:

“Todo el mundo tiene un propósito en la vida… un don único o talento especial para ofrecer a los demás.”

“Y cuando combinamos ese talento único con el servicio a los demás, experimentamos el éxtasis y el júbilo de nuestro propio espíritu, que es la meta última de todas las metas.”

Se trata de esto. Pero, aunque parece sencillo, no lo es tanto. Visto en términos de mercado, se trata de encontrar eso en lo que eres naturalmente excelente, crear con eso una propuesta de valor única y ofrecérsela a esas personas únicas que la necesitan.

En este punto, el análisis de tus números es preciso para señalar tus talentos únicos, tus poderes especiales y el campo que tienes abierto para cumplir tu propósito de vida.

Entonces, ¿cuál es el propósito de la vida?

Si nos has visto aún la magnífica trilogía de Matrix, te cuento que esta puede ser una entretenida manera de entender lo que significa el “propósito”, y no solo gracias a los aportes explícitos del Agente Smith. Toda la concepción de la película gira en torno a la idea de lo que es porque necesariamente tiene que ser.

Todo el guión tiene esa cualidad finalista, “teleológica”, relacionada con la idea del destino y del papel que cada quién desempeña en el gran video-juego de la vida (otra metáfora). Por eso, para definirlo, podemos decir que el propósito es la intención con la que algo se manifiesta en el mundo siguiendo su desarrollo natural.

Veamos el ejemplo del árbol, usado por el coach Alberto Blázquez en su web, y que coincide con lo que dice Sadgurú sobre el tema, en reflexiones de factura puramente oriental. Considera por un momento un árbol: ¿cuál sería su propósito de vida?

Chopra o Sadgurú, dirían: ser un árbol.

¿Y si el árbol fuese un Manzano?

Dirían: ser un árbol que se manifiesta y expresa como un Manzano.

Tenemos así que un Manzano debe desarrollarse como árbol y al mismo tiempo como Manzano.

Los árboles tienen su propósito de vida. Imagen by Mandy Fontana, Pixabay.

Un problema surgiría si el Manzano un día tomara consciencia de sí mismo, como nosotros, y que en virtud de esta consciencia le diera por ser como un Limonero. ¿Qué le ocurriría? Al intentar ser y hacer algo que no tiene que ver con su ser, el Manzano sufriría, se deprimiría hasta desembocar en una crisis profunda.

¿Cuál dirías es el problema del Manzano?

Este debió desde el principio manifestarse y desplegarse como árbol y como Manzano que es: en su tamaño, forma de las ramas y hojas, aroma, tipo de fruto, etc.

Lo mismo pasa contigo, con nosotros: no somos árboles, pero somos seres con consciencia de nosotros mismos, seres creadores y al mismo tiempo programables, que venimos a una sociedad que donde el sistema educativo contribuye más a enturbiar nuestro propósito que a realizarlo.

En suma, tu propósito de vida es realizar tu condición humana, expresando los talentos y dones que traes para el bienestar y evolución de la humanidad.

Ahora, para realizar tu condición humana en función de tus dones y talentos hay que acallar los ruidos y aclarar la confusión habitual, presentes en el proceso de vida de muchas personas.

¿Cómo hacerlo?

Con una herramienta poderosa de precisión matemática (nunca mejor dicho): tus números personales.

Aprende a calcular tres de tus más importantes números personales como mi Curso de Iniciación. Es gratis y puedes descargarlo haciendo clic en la imagen.

Descubre cuál es tu propósito de vida con tu ¡Estudio Numerológico Empréndete!

Es cierto, dar con tu propósito de vida es más fácil decirlo y escribirlo que hacerlo. Yo uso palabras como “descubrir”, “despertar” o “encontrar” tu propósito porque son palabras válidas, pero dependiendo del caso puede ser un proceso complejo. Ahora, nadie dijo que sería fácil. Pero…

Bueno, en realidad sí puede ser fácil. Con la asistencia de los números, de su precisión y poder simbólico, dar con nuestro propósito y con los talentos que tenemos para realizarlo es algo matemático. Pero yo solo te muestro la puerta, tú debes cruzarla, ¡otra vez Matrix!

Si quieres despertar a tu propósito, empoderarte, plasmar tu nueva visión de la vida y escribir tu nueva historia, te invito a solicitar tu Estudio Empréndete.

Este post tiene segunda parte.

Esta conversación sigue.

Bienvenidos tus comentarios.

 

The following two tabs change content below.

Amaury González

Numerólogo, Copywriter y Consultor. En este espacio comparto contenidos sobre desarrollo personal, tendencias, espiritualidad, emprendimiento, Numerología y evolución. Estaría encantado de empoderarte ofreciéndote las llaves del universo. Esta es mi fórmula: Empoderamiento + Propósito = Emprendimiento para la Abundancia y la Libertad. Mi divisa: “proyéctate a tu mejor futuro”.
Share on Pinterest

Deja un comentario